lunes, 5 de diciembre de 2011

BIO-COSMÉTICA: LA CALÉNDULA



Esta flor que seguro habrás visto mil veces en el jardín de la abuelita tiene poderosas propiedades calmantes, cicatrizantes e hidratantes y es un ingrediente clave de la cosmética bio o natural. A continuación, algunos productos esenciales para tu cuidado.

La caléndula - también conocida botánicamente como "maravilla" - es una planta conocida y utilizada desde la antiguedad por sus infinitas propiedades terapeúticas. Tanto la flor como son usadas en infusión y en compresas, en pomadas y cremas para diferentes afecciones con muy buenos resultados. 

Sus aceites esenciales, flavonoides, saponinas, mucílagos y sustancias amargas como la calendina, son algunos de los principios activos que poseen las flores y hojas, confiriéndole a la caléndula las diversas propiedades terapéuticas: antiinflamatoria, antiséptica, cicatrizante, desintoxicante, digestiva, fungicida y emenagoga. Por todo eso, esta preciosa flor que adorna muchos jardines se ha convertido en uno de los grandes ingredientes de la cosmética moderna, especialmente la bio-cosmética o cosmética natural que la utiliza para:

Mejorar la textura de la piel reseca, agrietada y escamada
Desinflamar tejidos
Mejorar la circulación cutánea
Dar hidratación y elasticidad a la piel
Tratar pieles acnéicas
Aliviar quemaduras solares
Prevenir y curar la piel irritada de los bebés
Sustitución de otros productos para las pieles con alergia

Con tales propiedades, los productos de caléndula - tanto en solitario como en combinación con otros ingredientes naturales - son un auténtico "must" en nuestro cuarto de baño. Así que hemos hecho un recorrido por las marcas naturales que más nos gustan para hacerte una selección. Quizás incluso te sirva para regalar estas Navidades...



Los productos que figuran en este artículo: 












Taller Amapola:

Nos encanta su bálsamo ideal para calmar los síntomas de la dermatitis. En él, la caléndula se combina con manteca karité, sésamo y aguacate.
Para pieles irritadas, nada mejor que su crema de manos de caléndula y glicerina natural. Es perfecta, también para aplicarla sobre las durezas de talones y codos.
Y su leche corporal a base de caléndula y camomila es un auténtica delicia con su suave textura, y resulta super hidratante.
Más información en: www.talleramapola.com


















Mon Deconatur:

Deconatur suma las propiedades suavizantes y calmantes de la caléndula al poder regenerador de la rosa mosqueta en una línea para cara y para cuerpo.


Y utiliza la curiosa sinergia de caléndula + barro para una mascarilla ideal para exfoliarte una vez a la semana.
Pero si quieres las propiedades de la caléndula al 100%, puedes llevarte a casa su aceite esencial, con otro 100% de seguridad que proviene de la agricultura ecológica y es natural.
Precios y puntos de venta en: www.mondeconatur.com


Welleda:
Esta marca, pionera de la belleza natural al cumplir 90 años, siempre ha contado con la caléndula para sus estupendos productos. Tiene una amplísima línea basada en la caléndula con productos idóneos para toda la familia, incluidos los bebés.






Pero, por eso de que estamos en pleno diciembre y el mercurio sigue bajando en los termómetros, nos quedamos con su línea para el frío. Su crema weather control es idónea para las pieles agrietadas y enrojecidas por las bajas temperaturas, y se puede usar tanto en las manos como en el rostro.












Ah, y hablando de frío, no te olvides de meter en el bolso su estupendo protector labial... también a base de caléndula, claro está.
Si quieres más información,entra en www.welleda.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada